Hacer deporte en estos tiempos de adopción de medidas sanitarias y de seguridad contra la propagación del Covid-19, es sinónimo de tener que cumplir una serie de requisitos que hace unos meses eran impensables, y que en algunos casos hacen más compleja la práctica deportiva individual y colectiva.

Así, el complejo deportivo de Unbe, el primero que abre, tiene disponibles las pistas de pádel, las de atletismo, así como la sala de musculación, mientras que el equipo femenino de rugby realiza ya sus entrenamientos en el campo central. El CD Vitoria entrena en el inferior.

Si un grupo de personas se une para jugar al pádel deberán ser abonados del Patronato de Deportes y tienen que reservar hora y día. En la nueva realidad ya no valen reservas para toda la temporada. Las pistas de pádel tienen un aforo permitido de cuatro personas, y se puede hacer uso de ellas durante hora y media.

«Si los vestuarios están abiertos para los grupos deportivos no entiendo por qué no pueden ducharse los abonados»

En las salas de musculación el aforo es de 10 personas. Para poder utilizar las citadas pistas y la sala de musculación es necesario realizar la reserva mediante cita previa, a través de una app o aplicación móvil, que está disponible en la página web del Patronato Municipal de Deportes.

El cierre de vestuarios

Después de acceder a la instalación es necesario cumplimentar una serie de medidas de seguridad. En primer lugar, se requiere ir provisto de…

Autor original:Para leer el artículo completo en una nueva ventana, haz click aquí
Cita previa, aforo limitado y control de temperatura